Fragmento:

"¿Pueden los ordenadores asumir la tarea de la inteligencia humana?

Puede que la pregunta no parezca seria pero es una de las preguntas más serias posibles. Lo primero que hay que recordar es que va a suceder. No hay ninguna posibilidad de evitarlo; tampoco hay ninguna necesidad de evitarlo. Es posible que no sea el único en el mundo que está totalmente a favor de que los cerebros mecánicos asuman el control de la tarea de la inteligencia humana. Las razones de porque estoy a favor de algo tan extraño son muy claras.

En primer lugar, lo que llamamos la mente humana es ella mismo un bioordenador. El mero hecho de que hayas nacido con él no significa mucho. Se puede implantar en tu mente un ordenador mejor: mucho más eficiente, mucho más inteligente, mucho más completo.

Siempre hay gente que tiene miedo a cualquier cosa nueva. Las religiones, las iglesias, se han opuesto vehementemente a cualquier cosa nueva, porque toda cosa nueva cambia la estructura de la vida humana. Por ejemplo, el ordenador puede cambiar toda la estupidez que el hombre ha evidenciado durante toda la historia. No creo que los ordenadores querrán guerra, o que los ordenadores explotarán a la gente, o que los ordenadores discriminarán entre negro y blanco, entre mujer y hombre.

Además tú eres siempre el amo, no el ordenador. Siempre puedes cambiar el programa del ordenador. El ordenador es simplemente un instrumento tremendo, que te proporciona inmensas posibilidades que no te están disponibles biológicamente. Puedes hacer cosas que el hombre nunca ha soñado. El ordenador puede ser mil veces superior a Einstein. Naturalmente, el ordenador puede producir una ciencia mucho más fundamental, mucho más real, que no cambie cada día porque siguen sucediendo nuevos descubrimientos y los viejos descubrimientos se quedan anticuados. El ordenador puede alcanzar el centro mismo de la realidad.

Puede revelarte todo lo que quieras. Es un instrumento en tus manos. No es un peligro.

Y como el ordenador hará todo el trabajo intelectual, mental, nadie ha visto la posibilidad que voy a decirte, que tú quedas simplemente libre para relajarte en la meditación. El ordenador lo puedes poner a un lado. El ordenador pensará en todo; tú no necesitas seguir charlando sin parar innecesariamente. Y el ordenador no es cristiano, no es hindú, no es musulmán. Es simplemente un dispositivo mecánico creado por la conciencia humana. Y a cambio, puede ayudar a la consciencia humana a alcanzar su potencial más alto.

Pero siempre se opondrán a tolo lo nuevo, porque todo lo nuevo dejará anticuado a lo viejo. Las viejas fábricas cerrarán, las viejas industrias cerrarán. Hay muchos inventos que nunca se han comercializado en el mundo porque la gente cuyos negocios se verán afectados por ellos adquiere las patentes. Y el científico no tiene dinero suficiente para hacer realidad su concepción.

Pero hoy muchas fábricas funcionan con robots. Nunca se cansan, nunca se jubilan; no piden un sueldo o un aumento; no crean sindicatos, no van a la huelga. Son la gente más agradable que pueda encontrarse. Y trabajan las veinticuatro horas, día tras día. Su eficiencia es perfecta, al cien por cien. Pero es un peligro, porque la gente se queda sin empleo. Y ahora estas personas sin trabajo crearán problemas; no quieren robots. Pero yo estoy totalmente a favor de los robots. Todo el mundo debería estar en el paro y cobrando: cobrando por estar en el paro. Los robots hacen el trabajo, tú recibes el sueldo. Y la vida se vuelve pura alegría.

Entonces puedes meditar, puedes bailar, puedes cantar, puedes viajar por el mundo. El problema surge porque no podemos pensar en la solución. La solución es simple. Te pagaban porque producías. Ahora el robot produce más, mucho más eficazmente, y no le pagan. No hay necesidad de que permanezcas sin trabajo, hambriento, pobre. Es una aritmética muy sencilla: deberían pagarte… pagarte más porque ahora has dejado libre el sitio para un robot que produce cien veces más. De modo que si te aumentan el sueldo al doble no hay ninguna perdida.

Y si todo el mundo está en el paro y tiene dinero suficiente para disfrutar, ¿crees que alguien se alistará en el ejército? La gente se alistará en los carnavales, a los circos… Habrá todo tipo de celebraciones, pero no hay necesidad de guerra. E incluso si la guerra es una necesidad absoluta, hay robots; que luchen ellos…

Pero la gente tiene miedo porque no pueden concebir un mundo en el que la gente no sufra. Tu preocupación es que estos ordenadores van a tomar el lugar de la inteligencia. Serán muy superiores en inteligencia, pero recuerda una cosa: esos ordenadores están en tus manos. Tú no estás en sus mandos, de manera que no hay problema.

Hasta ahora has vivido con arreglo a la memoria, que es una carga innecesaria que llevas en la cabeza. Veinticinco años de enseñanza en escuelas, colegios, universidades; doctorados en filosofía, en literatura… ¿Qué estás haciendo? Estás creando un ordenador, pero con un método viejo, anticuado: obligando a niños pequeños a memorizar. No es necesario. El ordenador puede hacerlo todo, simplemente tienes que darle la información.

Puedes comprar un ordenador que sepa todo sobre ciencias médicas. No necesitas ir a una facultad de medicina; simplemente le preguntas al ordenador y tienes inmediatamente la respuesta. El ordenador se puede conectar al ordenador central de la universidad, de modo que, sin que tú te molestes siquiera, todo nuevo descubrimiento relacionado con tu tema se introduzca inmediatamente en tu ordenador.

Puedes tener un ordenador multidimensional que tenga todo tipo de memorias, o un ordenador unidimensional que solo tenga historia, toda la historia de la humanidad. Tú no puedes tener toda la historia de la humanidad. ¿Sabes en qué fecha se casó Sócrates con Xantipe? El ordenador te lo dice inmediatamente. Siempre eh sospechado que Sócrates aceptó el veneno tan fácilmente a causa de su mujer, porque la vida era un suplicio… la muerte no podía ser peor.

¿Cuánto puedes memorizar? Tu memoria tiene un límite. Pero el ordenador puede memorizar cantidades casi ilimitadas de cosas. Y hay muchas posibilidades: un ordenador puede conjugarse con otro ordenador y lograr concebir nuevos inventos, medicinas, nuevas formas de vivir, nuevas formas de salud.

No se debería considerar monstruos a los ordenadores. ¡Son una gran bendición! Y lo que ha hecho el intelecto del hombre es muy pequeño. Una vez que el ordenador asuma el control, se puede hacer tanto que no habrá necesidad de que nade esté hambriento, no habrá necesidad de que nadie sea pobre; no habrá necesidad de que nadie sea ladrón, no habrá necesidad de que nadie sea juez, porque todos ellos pertenecen a la misma profesión: los jueces y los ladrones, los criminales y los legisladores. No hay necesidad de que nadie sea pobre y no hay necesidad de que nadie sea rico. Todo el mundo puede ser adinerado.

Pero quizás ningún gobierno permita que esto suceda. Ninguna religión permitirá que esto suceda, porque irá contra sus escrituras, irá contra sus doctrinas. Los hindúes creen que tienes que sufrir porque realizaste acciones malvadas en tu vida pasada. Nadie sabe nada sobre las vidas pasadas. No pueden aceptar un invento que puede hacer desaparecer el sufrimiento, la pobreza, la enfermedad, porque entonces ¿Qué pasará con la teoría de la reencarnación, y las recompensas y los castigos por las buenas y malas acciones? Toda la doctrina del hinduismo será simplemente absurda…"

 

Este curioso pensamiento fue extraído del libro "Inteligencia", escrito por Osho